11 enero 2010

BOYS THAT BITE de MARI MANCUSI


Título: Boys that bites (Saga Aquelarre de sangre 1)

Mi puntuación:
3/5


Mamá va a querer matarme si descubre que estoy convirtiéndome en un vampiro...”
Bueno, técnicamente no puede porque soy inmortal… Bueno, vale, todavía no. Me explico. Me llamo Sunshine Mcdonald y debido al peor de los casos de confusión de identidad con mi hermana gemela gótica, Rayne, fui a parar a un club nocturno llamado Club Colmillo en donde Magnus, un vampiro que estaba muy, muy bueno, terminó mordiendo mi cuello inocente en lugar del de ella. Ahora, si no espabilo a tiempo, Magnus será mi compañero de sangre para siempre y estaré condenada a ser una bebedora de asquerosos tragos de sangre, pálida y enemiga de la luz del día. ¡Créanme, las mordeduras de vampiro, son cosa seria!
Después del lamentable asesinato del líder de los vampiros, nos toca a mi hermana y a mí, y Magnus, encontrar la única cosa que puede resolver mi problema: El Santo Grial. No es broma. Realmente tengo la esperanza de salir de esto a tiempo, porque de alguna manera ha coincidido con el baile de fin de curso al que se supone asistiré con el chico más mono y popular de la escuela, Jake Wilder. Y no quiero ser una vampiresa para entonces… y mucho menos para el resto de la eternidad.

Si buscamos un libro de vampiros al estílo de Crepusculo, Eternidad o Exodo, en este caso no lo encontrareis aunque si veremos ciertas pinceladas a lo Buffy de una manera un tanto graciosa.


El personaje principal es Sunshine o Sunny como todos la llaman y tiene una hermana gemela que es lo opuesto a ella. Mientras que Sunny es la típica chica modelo que cae bien a todo el mundo y que nunca rompe un plato, su hermana Rayne le encanta el estílo gótico y quiere convertirse en vampiro.
La historia comienza cuando Sunny decide acompañar a su hermana gemela a un nuevo "bar" que han abierto y allí es cuando todo cambia. Sunny conoce a un chico, Magnus, comparable con Orlando Bloon (con eso para mí el chico ya ganó unos cuantos puntos) y cuando lo acompaña fuera ocurre lo más inesperado: el la muerde.
Lo que ella no sabía es que su hermana había ido allí para que Magnus la convirtiera en vampiro y pasar a ser su compañera de sangre, y que por una confusión (no olvidemos que son gemelas) la que había resultado mordida era la chica equivocada.
Por tanto, aquí empieza la busqueda de Sunny y Magnus para poder revertir el proceso, todo ello entre situaciones divertidas, sentimientos no expresados y una lucha entre dejarse llevar o alejarse para poder volver a la vida normal.
La historia en sí es entretenida aunque nada fuera de lo normal, con poca acción y un final abierto. Tiene situaciones algo cómicas, que ayudan a salvar un poco la novela del aburrimiento, y algunas referencias a elementos históricos.En cuanto a los personaje, Sunny a veces puede resultar algo cargante mientras que Magnus muestra un caracter muy variado según la situación en la que se encuentre.


Es una novela diferente a lo ya habituado pero con pocas sorpresas para dar, habrá que esperar a la segunda parte de este libro (si no me equivoco sería el 4 de la saga) para ver como se desarrollla la relación y si la historia tiene algo más que aportar.


En cuanto pueda subiré la reseña del 2º y 3º libro